viernes, enero 06, 2012

Cuento de Reyes

En este mar de nudos y escalofríos
me vuelvo polvo y escombro
para dar forma a sombras
nuevas y fantásticas.

En este huerto de accidentes
donde los ángeles nacen
las delicadas telarañas
de nuestros senderos
se unen y se alimentan
se nutren y se desmoronan.

En estos ires y veníres del viento
donde la infinita felicidad
reclama un poco de momentos difíciles
los Reyes Magos le regalan el cielo a un niño.......

Germán Diego.

2 comentarios:

Zereth dijo...

Muy conmovedor texto.

Saludos!

Germán Diego dijo...

Gracias por pasar.

Saludos!